miércoles, 10 de mayo de 2017

Estimado José, le hago llegar las oraciones para el sétimo día de la novena... que la Virgen le conceda muchas gracias... 

NOVENA A VIRGEN DE FÁTIMA 
(P. GREGORIO MARTÍNEZ DE ANTOÑANA, CMF) 
Sétimo día: miércoles 10 de mayo 
María, alivio de las almas del purgatorio 

Ofrecimiento (TODOS LOS DÍAS)

¡Oh Dios mío! Yo creo, adoro, espero y os amo. Os pido perdón por los que no creen, no adoran, no esperan y no os aman. ¡Oh Santísima Trinidad, Padre, Hijo y Espíritu Santo! Yo os adoro profundamente y os ofrezco el preciosísimo cuerpo, sangre, alma y divinidad de Nuestro Señor Jesucristo, presente en todos los tabernáculos del mundo, en reparación de los ultrajes con que Él es ofendido; y por los méritos infinitos de su Santísimo Corazón e intercesión del Inmaculado Corazón de María, os pido la conversión de los pecadores. 

Oración preparatoria (TODOS LOS DÍAS)

Oh Santísima Virgen María, Reina del Rosario y Madre de misericordia, que os dignasteis manifestar en Fátima la ternura de vuestro Inmaculado Corazón trayéndonos mensajes de salvación y de paz. Confiados en vuestra misericordia maternal y agradecidos por las bondades de vuestro amantísimo Corazón, venimos a vuestras plantas para rendiros el tributo de nuestra veneración y amor. Concedednos las gracias que necesitamos para cumplir fielmente vuestro mensaje de amor, y la que os pedimos en esta Novena, si ha de ser para mayor gloria de Dios, honra vuestra y provecho de nuestras almas. Así sea. 

Meditación para el sétimo día: María, alivio de las almas del purgatorio 



¡Oh Santísima Virgen María, Reina del purgatorio!, que enseñasteis a los pastorcitos de Fátima a rogar a Dios por las almas del purgatorio, especialmente por las más abandonadas. Encomendamos a la inagotable ternura de vuestro maternal Corazón todas las almas que padecen en aquel lugar de purificación, en particular las de todos nuestros allegados y familiares y las más abandonadas y necesitadas; aliviadles sus penas y llevadlas pronto a la región de la luz y de la paz, para cantar allí perpetuamente vuestras misericordias. 

Súplica final (TODOS LOS DÍAS)

¡Oh Dios, cuyo Unigénito, con su vida, muerte y resurrección, nos mereció el premio de la salvación eterna! Os suplicamos nos concedáis que, meditando los misterios del Santísimo Rosario de la bienaventurada Virgen María, imitemos los ejemplos que nos enseñan y alcancemos el premio que prometen. Por el mismo Jesucristo Nuestro Señor. Amén. 

Héctor Arzubialde
Campaña “El Perú necesita de Fátima”
www.fatima.pe
Invitación
Culmine esta novena el día 13 de mayo rezando ante la Imagen de la Virgen Peregrina, en su casa: Tomás Ramsey 957, Magdalena del Mar. Tendremos la ocasión de rezar a cada hora el Santo Rosario (de las 9 a.m. a las 9 p.m.).