sábado, 3 de junio de 2017

Pastor en consecuencia del único Pastor


Pastor en consecuencia del único Pastor

El verdadero pastor es aquel que, por su bondad, su celo y su oración, es capaz de buscar y de volver al buen camino las ovejas racionales que están perdidas. El piloto es aquel que obtuvo, por la gracia de Dios y por sus propios trabajos, una fuerza espiritual que lo vuelve capaz de arrancar el barco de las olas desencadenadas y del propio abismo. El médico es aquel que alcanzó la salud del cuerpo y del alma, y no necesita ningún remedio para ellos. 

Un buen piloto salva su barco y un buen pastor vivifica y cura a sus ovejas enfermas. Cuanto más fielmente sigan las ovejas al pastor y hagan progresos, tanto más responderá por ellas ante el Señor de la casa. 

La caridad permite conocer al verdadero pastor, porque por caridad el gran Pastor quiso ser crucificado.

San Juan Clímaco (c. 575-c. 650), monje en el Monte Sinaí 
La Santa Escala (Carta al Pastor, 2-4.9.28, rev.)